Pautas de nutrición el día antes de una intervención quirúrgica

03 Mayo 2022
Jerez de la Frontera
nutrición pre-operatoria

Dr. Manuel Cayón Blanco

Médico especialista en Endocrinología y Nutrición en el Hospital Universitario de Jerez de la Frontera.

La persona que va a someterse a una intervención quirúrgica a menudo va a requerir una anestesia general que persigue disminuir el nivel de consciencia para hacer la cirugía viable en las mejores condiciones de confort para el paciente. En esa situación de coma inducido y controlado, los mecanismos reflejos que impiden el posible paso del contenido del estómago a la vía respiratoria estarían disminuidos con el riesgo potencial de aspiración que potencialmente daría lugar a problemas respiratorios.  

Por ello, las personas usualmente se sometían a un ayuno preoperatorio, desde la víspera de la cirugía, como una estrategia preventiva para la regurgitación y aspiración. Sin embargo, en las últimas décadas se ha observado que es beneficioso administrar cierta cantidad de nutrientes antes de la intervención quirúrgica sin que ello conlleve un aumento del riesgo.  

Muchos estudios han comparado el desgaste físico perioperatorio con una prueba de atletismo de alto rendimiento ya que los dos eventos tienen unas demandas energéticas similares.  

Un ayuno prolongado reduce las reservas de energía del organismo, fundamentalmente, el glucógeno del hígado aumenta la resistencia a la acción de la insulina en los tejidos y favorece el aumento de los niveles de glucosa en sangre después de la operación, efectos que se han asociado a peores resultados y complicaciones.  

En consonancia con estos conocimientos, actualmente, se permite la ingesta de alimentos sólidos hasta seis horas antes de la anestesia y líquidos claros hasta dos horas antes de la misma sin que aumente los riesgos.  

De igual manera, la ingesta de bebidas ricas en hidratos de carbono (azúcares) la noche anterior y hasta dos o tres horas antes de la anestesia se recomienda en la mayoría de las personas sin diabetes que se someterán a una cirugía mayor. Es lo que se conoce como carga de carbohidratos. El suplemento oral comúnmente utilizado es la maltodextrina (un tipo de azúcar) reconstituida en un líquido transparente, por ejemplo agua, aportando 100 gramos por la noche y una dosis de 50 gramos por la mañana, aproximadamente 3 horas antes de la operación. 

Conclusión 

Con estas medidas no solo disminuye la ansiedad y la sensación de hambre y sed del paciente, sino, que se disminuye la pérdida de proteínas y masa muscular tras la intervención asociándose a una menor tasa de complicaciones tras la intervención.   

 

Un montón de recomendaciones nutricionales, artículos y consejos para cuidar de tus pacientes.
saber más
Bienvenidos a Fresenius Kabi
Soy Paciente
Entrar
Soy Profesional
Entrar
La información de esta página web está dirigida exclusivamente a profesionales sanitarios , por lo que requiere una formación especializada para su correcta interpretación. Por favor, absténgase de entrar en caso contrario.
Acceso sólo para Profesionales
La información de esta página web está dirigida exclusivamente a profesionales sanitarios , por lo que requiere una formación especializada para su correcta interpretación. Por favor, absténgase de entrar en caso contrario.