Déficit de calcio en las personas mayores

14 Jul 2021
Cáceres

Dr. Joaquín Antón Martínez

Especialista de Medicina Interna del Hospital San Pedro de Alcántara.

Después del agua, las proteínas y las grasas, el cuarto componente más importante del cuerpo humano es el calcio (Ca). Por lo que un aporte adecuado de calcio en la dieta es fundamental para mantener una buena salud a cualquier edad, especialmente, en niños y adultos mayores ya que a partir de los 50 años deben aumentar su consumo.  

En ocasiones la dieta habitual puede no ser suficiente para cubrir las necesidades de calcio en la tercera edad debido a que con el paso de los años la absorción del calcio de los alimentos en el intestino empeora. Por tanto, si una persona mantiene su dieta "de toda la vida", con un aporte de calcio suficiente hasta entonces, al hacerse mayor puede que el calcio que esté tomando ya no sea suficiente y cuando el organismo no recibe el calcio necesario lo acaba extrayendo del resto de los huesos, aumentando así el riesgo de sufrir osteoporosis.   

Cuando falta calcio en sangre, las hormonas que lo regulan se ajustan para hacer que el intestino absorba más, que el hueso lo libere y que el riñón evite enviar a la orina una cantidad excesiva. 

Los problemas de absorción de calcio se deben muchas veces a deficiencias de vitamina D. Esta vitamina que se activa en el riñón y en la piel gracias a la luz del sol, es necesaria para conseguir una absorción intestinal adecuada y una eliminación renal precisa de calcio. En los alimentos la vitamina D se encuentra especialmente en el pescado graso.  

 La disminución de las hormonas sexuales, y otros cambios asociados a la edad, conducen a una disminución de la masa magra total y como consecuencia a una pérdida de masa ósea en ambos sexos. El déficit de estrógenos provoca que en la mujer postmenopáusica se produzca una pérdida de aproximadamente un 15% de su masa ósea. La menor actividad física en el anciano es responsable de un 6% de pérdida de hueso, y si la dieta es deficiente en calcio y vitamina D se va a producir un 16% adicional de pérdida de masa ósea en personas de edad avanzada. 

Las ingestas recomendadas de Ca están directamente relacionadas con la edad debido precisamente a los cambios en las necesidades de este mineral en las distintas etapas de la vida.  En mujeres tras la menopausia los requerimientos aumentan ya que la mayor pérdida ósea de calcio a su vez aumenta sus requerimientos para poder mantener una densidad ósea adecuada y evitar así la mayor incidencia de fracturas óseas.

También es fundamental tener en cuenta que la deficiencia de calcio no solo provoca osteoporosis también provoca otros trastornos graves como dolor en las articulaciones, calambres, ritmo cardiaco anormal, deterioro cerebral, convulsiones, entre otras cosas. 

Observación

Para evitar este tipo de problemas lo mejor es tomar precauciones consumiendo el calcio necesario, ya sea por medio de alimentos o de suplementos, tomar el sol y practicar actividad física a diario. 

Un montón de recomendaciones nutricionales, artículos y consejos para cuidar de tus pacientes.
saber más
Bienvenidos a Fresenius Kabi
Soy Paciente
Entrar
Soy Profesional
Entrar
La información de esta página web está dirigida exclusivamente a profesionales sanitarios , por lo que requiere una formación especializada para su correcta interpretación. Por favor, absténgase de entrar en caso contrario.
Acceso sólo para Profesionales
La información de esta página web está dirigida exclusivamente a profesionales sanitarios , por lo que requiere una formación especializada para su correcta interpretación. Por favor, absténgase de entrar en caso contrario.